¿Cómo es una sesión?

ÍNDIGO BIOFEEDBACK

Algunas personas ofrecen terapias ÍNDIGO BIOFEEDBACK pero no todos lo saben manejar. En Amati hacemos todo lo que está de nuestra parte por mejorar la condición física, emocional y mental de quien nos visita bajo el entendido de que esa persona está dispuesta a hacerse corresponsable en el proceso de su mejoría y curación.

Por ello en la primera sesión pedimos al cliente llenar un pequeño cuestionario que pone en evidencia la relación que mantiene con su cuerpo así como sus hábitos. No hay duda que la calidad de vida se expresa en la armonía o desequilibrio del cuerpo.

Después de ello, previa visita al sanitario y retiro de todos los metales que el visitante trae pegados al cuerpo, y de la instalación de arnés en cabeza y electrodos en tobillos y muñecas -muy cómodos por cierto-, se sienta a sus anchas en un delicioso sillón y se dispone a relajarse y sanar.

Del otro lado quien lo atiende, que está en constante actualización, ha puesto ya su intención en servirlo y hacer de esa sesión los sesenta minutos mejor aprovechados para que mente y cuerpo se unan con un mismo objetivo: la salud plena.

Frecuencia sugerida

Asuntos generales: 6-8 sesiones de ÍNDIGO BIOFEEDBACK (la versión más avanzada en sistemas Biofeedback)

Casos crónicos: las que el cuerpo requiera.
Las sesiones duran 60 minutos.

Los resultados individuales pueden variar

No apto personas con marcapasos